ARCHIVOS

Canciller: Derecha solicitó la no reelección venezolana en Consejo de DDHH de la ONU

Canciller: Derecha solicitó la no reelección venezolana  en Consejo de DDHH de la ONU

Caracas La canciller Delcy Rodríguez denunció ayer miércoles la campaña internacional, emprendida por la derecha para impedir la reelección de Venezuela como miembro del Consejo de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), que fue derrotada con la victoria diplomática de Caracas en el organismo.

“Eso hay que denunciarlo a todo el país: Esos factores de la oposición, de la derecha violenta se desplegaron por el mundo entero a desprestigiar a Venezuela y a solicitar que Venezuela no quedara reelecta en el Consejo de los Derechos Humanos”, refirió desde la sede de la Cancillería, ubicada en el centro de Caracas.

“Ha sido derrotada la infamia y la mentira”, recalcó tras rechazar la postura de voceros de la oposición -apoyados por el Gobierno de Estados Unidos (EEUU) y los centros imperiales- a quienes calificó de “turistas del odio, de la infamia y la mentira, que van por el mundo desprestigiando a nuestra patria, realmente en condición de apátridas”.

“Es realmente una vergüenza internacional que existan estos factores opositores, turistas del odio”, aseveró.

Pese al lobby nacional e internacional contra el país, la canciller Rodríguez manifestó su satisfacción porque la victoria diplomática: “Ha sido un reconocimiento a la Revolución Bolivariana, a la política de derechos humanos que nos legó el comandante (Hugo) Chávez), a la política que adelanta -en ese legado- el presidente Nicolás Maduro. Hoy ganó Venezuela”.

Agradeció a los países que respaldaron la candidatura de Venezuela para mantener su escaño en esa instancia de la ONU, de la que también serán parte Cuba, Bolivia y Ecuador.

Destacó la importancia de que cuatro naciones pertenecientes a la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América (ALBA), integren el Consejo a partir de enero de 2016, pues demuestra que la región “en todo su conjunto, es un gran territorio de paz, como ha sido establecido en las declaraciones de la Celac (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños)”.

La canciller Rodríguez extendió, en nombre del presidente Nicolás Maduro, la felicitación al Gobierno de Panamá “porque estaremos compartiendo un asiento en el Consejo de los Derechos Humanos… Estaremos llevando la voz de los pueblos de nuestra América, la voz de la Patria Grande, de la Patria Unida”.

Venezuela fue reelecta como miembro del Consejo por segundo período consecutivo, con 131 votos. Es decir, con el apoyo de dos tercios de los países miembro del organismo.

Para Rodríguez, esa decisión se traduce en un respaldo a la diplomacia de paz de Caracas.

“Venezuela se ha convertido en una voz de la verdad para los pueblos del mundo”.

El país toma los espacios en los mecanismos multilaterales “no para hacer un uso burocrático de la diplomacia, sino para llevar la noble verdad de los pueblos” y un ejemplo es la postura de Venezuela ante la crisis de los refugiados en Europa, al oponerse al uso de la fuerza para “frenar” la inmigración por considerarlo violatorio a los derechos humanos de quienes cruzan el Mediterráneo para huir de los conflictos bélicos generados por Occidente.

“Hoy fuimos los grandes vencedores y sabemos que en otras regiones del mundo comparten nuestra visión y respaldan las posiciones de nuestros países, como países que llevamos la voz de amistad, de cooperación, de solidaridad”, puntualizó.

Importancia de reelección pese a campaña negativa

El vicepresidente ejecutivo, Jorge Arreaza, destacó vía Twitter que a pesar de la campaña mediática contra Venezuela, promovida por la derecha nacional e internacional, el Gobierno venezolano logró el reconocimiento del mundo con la reelección obtenida en el Consejo.

“El imperio y la derecha manipularon gobiernos, compraron ONG’s, medios y hasta fiscales, y no pudieron evitar la Victoria de Venezuela en la ONU”, expresó.

El señalamiento se refiere a los ataques por parte de voceros estadounidenses y el andamiaje mediático internacional, que constantemente difunde información sobre la supuesta violación de los derechos humanos en Venezuela, y utilizan las instancias o gobiernos que tutelan para recrudecer la campaña.

La semana previa a la elección, organizaciones de distintos países difundieron un comunicado en el que pedía evitar la reelección del país en ese instancia, bajo el argumento de la decisión “enviaría el peligroso mensaje” a la comunidad internacional.

Además, el representante permanente venezolano ante la ONU, Rafael Ramírez, expresó que los actores internacionales que creían que podían aislar a Venezuela están equivocados, pues la reelección como miembro del Consejo de Derechos Humanos da cuenta de una amplia solidaridad y reconocimiento al país como garante y defensor de los derechos fundamentales.

“Los que pretenden creer que pueden aislar a nuestro país del panorama internacional están equivocados. A pesar de todas las campañas de calumnias que se hicieron sobre nuestro Gobierno, sobre nuestro sistema político, sobre nuestro Presidente, sobre nuestro pueblo y contra nosotros mismos (representantes diplomáticos ante la ONU), nuestra respuesta fue con la verdad y con la mayor firmeza en nuestras posiciones”, expresó agradeciendo el apoyo expresado por 131 países de los 192 que conforman el organismo, en la reelección de Venezuela en esta instancia para el período 2016-2018.

Desde la sede de la ONU, en Nueva York recordó a Telesur que la candidatura de Venezuela, estuvo sometida a una “campaña de desinformación e infamia”, promovida por grandes medios internacionales y dirigida por EEUU.

Valoró como “muy importante” la victoria de Venezuela en la ONU, considerando que se obtuvo a través del voto directo, universal y secreto, ejercido en el seno de la Asamblea General por todos los Estados participantes, de forma independiente.

Además, el representante permanente venezolano ante el Consejo de Derechos Humanos, Jorge Valero, recalcó que los Estados miembros reconocen al Gobierno nacional como garante y defensor de los derechos fundamentales.

“La mayoría de los países ha reconocido, con su voto, que en este tiempo histórico Venezuela promueve y protege, denodadamente (sic), los derechos humanos”, manifestó desde la sede de la instancia, ubicada en Ginebra, Suiza.

“Y no podría ser de otro modo, ya que la defensa de estos derechos es piedra angular de nuestra revolución humanista”, agregó, cita un boletín de prensa de la Representación venezolana en Ginebra.

Recordó que en Venezuela actualmente se elabora a un Plan de Derechos Humanos con los aportes del Poder Popular, de instituciones públicas y privadas y otros sectores de la sociedad.

En su papel de embajador, Valero sostuvo que la representación venezolana asumirá de nuevo la responsabilidad de “fomentar entre las naciones relaciones de amistad basadas en el respeto al principio de la igualdad de derechos y de la libre determinación de los pueblos y realizar la cooperación internacional”, como indica la Resolución 60/251 de la ONU sobre la función del Consejo de DDHH, con “humildad y decoro”.

Presidencia de Mnoal

Valero destacó que, tras la victoria diplomática en la ONU, Venezuela continuará su rol como defensora de los derechos humanos –enfocada especialmente en las guerras, desigualdad y amenazas imperialistas que enfrentan los Pueblos del Sur– en la presidencia del Movimiento de Países No Alineados (Mnoal), la cual asumirá en 2016.

“En ese importantísimo foro defenderemos la causa de los pueblos del Sur, contra la imposición de medidas coercitivas unilaterales, e impulsaremos la cooperación internacional para la efectiva realización de todos los derechos humanos, incluido el derecho al desarrollo”, explicó.

El Mnoal es un organismo conformado por 120 países, creado en 1961, en Belgrado, Serbia, como un espacio para el apoyo a la descolonización de los pueblos del mundo.

Es, en principio, un mecanismo para fomentar la solidaridad de los pueblos históricamente subyugados, no como un sujeto pasivo en la política internacional, sino como un actor que siente las posiciones independientes y contrarias a los intereses de los centros del poder imperialista.

Agencia Venezolana de Noticias (AVN) (Miércoles 28/10/2015)