ARCHIVOS

Presidente Maduro exige respetar soberanía venezolana y repudia campaña internacional

Presidente Maduro exige respetar soberanía  venezolana y repudia campaña internacional

Se reitera la petición de liberar al independentista puertorriqueño Oscar López

El presidente Nicolás Maduro exigió hoy el cese de las campañas contra Venezuela y respetar el derecho del país a hacer una Revolución democrática, constitucional, de independencia y socialista, pues hay una campaña internacional que pretende mostrar a un Estado que no respeta los derechos humanos.

“Nunca ningún organismo de derechos humanos levantó una palabra para proteger al pueblo venezolano. Hoy se nos pretende hacer una campaña que ha sido permanente para caricaturizar la vida política del país”, expresó, e indicó que durante el llamado Caracazo (1989) fueron masacradas más de 3.500 personas, pero ningún organismo de derechos humanos se pronunció al respecto.

En declaraciones a periodistas tras participar en la Cumbre sobre el Cambio Climático de la Organización de Naciones Unidas (ONU), que se celebra en Nueva York, Estados Unidos, reiteró que con la llegada de la Revolución Bolivariana en 1999 tras la victoria electoral de Hugo Chávez, se comenzó a respetar los derechos humanos y se rescató la independencia.

“Nunca antes hubo un respeto por los derechos humanos”, agregó.

Recordó que en la década de los 60 del siglo XX hubo más de 3.000 jóvenes estudiantes torturados, quienes estuvieron por años desaparecidos, hasta que el Gobierno Bolivariano comenzó una investigación y se encontraron sus restos mortales.

“En Venezuela nunca se habló de derechos humanos, solamente cuando llegó la Revolución Bolivariana. Somos una Revolución que rescató la independencia”, dijo.

El presidente Maduro reiteró que en Venezuela hay plenas libertades políticas y pidió a los medios internacionales voltear la mirada hacia Estados Unidos, donde hay presos políticos sólo por querer la independencia para su país, como el puertorriqueño Oscar López.

López tiene 33 años preso, convirtiéndose en el Nelson Mandela de América Latina, y “su único delito fue querer la independencia de Puerto Rico”.

Tiene 35 años aislado “y sometido a los peores vejámenes que se conocen en los últimos 30 años”.

López cumple este jueves 33 años tras las rejas por el supuesto delito de conspiración sediciosa.

Se declaró “prisionero de guerra” por ser Puerto Rico un país dominado por Estados Unidos desde 1898, por lo que no ejerció su derecho a la defensa.

La revisión de su caso será en 13 años.

Actualmente, tiene 70 años de edad.
Agencia Venezolana de Noticias (AVN) (Martes 23/09/2014)